Fasnia: Don Veremundo Martín García (1916-1997), Bachiller, maestro nacional, director de colegio, profesor de Bachillerato, entrenador de fútbol y alcalde de Fasnia

VEREMUNDO MARTÍN GARCÍA     En la primera mitad del siglo XX Fasnia destacó por ser uno de los pueblos de Tenerife con mayor número de hijos dedicados al Magisterio, lo que resulta más llamativo si tenemos en cuenta su baja demografía. En este trabajo vamos a recordar a uno de estos hombres entrañables que eligió la difícil pero ilusionante carrera docente, don Veremundo Martín García. Tras obtener los títulos de Bachiller y Maestro de Primera Enseñanza, durante más de cuatro décadas desarrolló una destacada labor en La Victoria de Acentejo, Los Cristianos, San Sebastián de La Gomera, Sabina Alta y Fasnia; en esta última localidad ejerció como director del colegio durante 19 años, hasta su jubilación, y en todos sus destinos recibió numerosos votos de gracia. Además, fue combatiente en la Guerra Civil, cabo de oficinas militares y subayudante de su Batallón, entrenador del “C.F. Marino” de Los Cristianos, delegado del Frente de Juventudes en La Gomera, profesor particular de Bachillerato en casi todas las localidades mencionadas, secretario fundador del Casino, teniente de alcalde y alcalde de Fasnia, secretario de la Junta parroquial de San Joaquín, etc.

     Nuestro biografiado nació en Fasnia el 10 de marzo de 1916, a las siete de la mañana, siendo hijo de don Domingo Martín Díaz y doña Evarista García Delgado. El 28 de ese mismo mes fue bautizado en la iglesia de San Joaquín por el cura párroco don Luis Navarro Nóbrega; se le puso por nombre “Veremundo Alejandro” y actuaron como padrinos don Manuel Santana y su esposa doña María Díaz…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-VEREMUNDO MARTÍN GARCÍA

Santiago del Teide: Don Félix Oramas y Morales (1843-1912), cura ecónomo del Realejo Alto y Santa Úrsula, párroco propio del Valle de Santiago durante 34 años

OLYMPUS DIGITAL CAMERA     El personaje al que dedicamos este artículo, natural de la Villa de La Orotava, fue primero párroco del Realejo Alto y luego cura ecónomo y mayordomo de fábrica de Santa Úrsula. Obtuvo por oposición la parroquia de San Fernando en la Villa de Santiago, donde residió durante 34 años, hasta su muerte, si bien los últimos ocho años hubo de ser relevado del servicio parroquial, a causa de una grave y larga enfermedad. Fue sepultado en éste, su valle de adopción.

     Nació en la Villa de La Orotava el 21 de febrero de 1843, siendo hijo de don Pedro Oramas y Santos, natural del Realejo de Arriba, y de doña María (Andrea) Morales González, que lo era del Puerto de la Cruz. Dos días después fue bautizado en la iglesia de Ntra. Sra. de la Concepción por el presbítero don Domingo Brito, con licencia del Dr. don José Borges Acosta, beneficiado servidor de dicha parroquia matriz; se le puso por nombre “Feliz Gregorio del Sacramento” y actuó como madrina doña Luisa Oramas, su hermana mayor…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-FÉLIX ORAMAS MORALES

La “Parranda La Hoya” de Igueste de Candelaria

13.2002.Agosto.La Hoya-2     El pasado año 2012 se le rindió un homenaje a la “Parranda La Hoya”, entrañable agrupación musical a la que el Ayuntamiento de Candelaria concedió el honor de dar su nombre a una calle de Igueste, como reconocimiento a la destacada labor musical que ha desarrollado durante muchos años, dentro y fuera del municipio, así como a las cualidades humanas y vocacionales de sus veteranos componentes, vinculados a la música desde su juventud. Organizada en el pueblo de Igueste de Candelaria en 1991 y transformada en asociación en 2002, ha actuado en los diferentes núcleos del término municipal y en numerosas localidades de Tenerife, así como en La Gomera y Gran Canaria. Además, han participado en grabaciones musicales y recibido varias distinciones.

     A lo largo del siglo XX fueron varios los grupos u orquestas de cuerda que surgieron en Igueste para alegrar el pueblo por las fiestas y amenizar bailes, tanto en esta localidad como en otros pueblos de la comarca. Actuaban en las plazas, así como en casinos y salones particulares, alegrando la vida de nuestros antepasados, que por entonces no era precisamente fácil. En ocasiones estaban constituidas por tan solo dos miembros e incluso, en más de una ocasión, un único músico llegó a animar un baile…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-PARRANDA LA HOYA

San Miguel de Abona: Don Miguel Alfonso Feo (1821-1882), secretario del Ayuntamiento, alcalde, comandante graduado de Milicias y comandante de armas de San Miguel

San Miguel-casa capitán-bn     Este trabajo está dedicado a uno de los militares de mayor graduación de San Miguel de Abona, perteneciente a la familia más ilustre de la localidad. En plena juventud accedió a la plaza de secretario del Ayuntamiento de la localidad natal y más adelante ocupó los cargos de alcalde y regidor síndico. Ingresó por elección en el Regimiento de Milicias de Abona como alférez, donde ascendió hasta alcanzar el empleo de capitán efectivo y el grado de comandante de Milicias. Fue movilizado en varias ocasiones para desempeñar funciones de sargento mayor interino, jefe del Cuerpo y comandante militar del Cantón de Abona, asumiendo también otras comisiones, como la de secretario de una causa y defensor de individuos de la tropa. Se le concedió la Cruz de Primera Clase del Mérito Militar, de la designada para premiar servicios especiales; además, fue capitán-propietario de un barco y se le admitió como socio corresponsal de la Real Sociedad Económica de Amigos del País de Tenerife.

     Nuestro biografiado nació en el pueblo de San Miguel de Abona el día 15 de febrero de 1821, siendo hijo del capitán de Milicias don Miguel Alfonso Martínez y de doña María Antonia Rodríguez Feo, naturales y vecinos de dicho lugar. Cinco días después fue bautizado en la iglesia parroquial del Arcángel San Miguel por el cura párroco propietario don Francisco Guzmán y Cáceres; se le puso por nombre “Miguel José Francis­co de San Antonio de Padua” y actuó como madrina su tía materna doña María del Carmen Feo…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-MIGUEL ALFONSO FEO

Comienza una nueva etapa en el blog

Octavio-Ayuntamiento-Honores-2010     En noviembre de 2012 pusimos en marcha este blog sobre “Historia y personajes del Sur de Tenerife“. Cuando comenzamos con este proyecto no sabíamos que interés podría despertar y cuantos seguidores podría llegar a tener. Han pasado ocho meses y hemos publicado 180 trabajos, trayectoria más que suficiente para hacer una profunda reflexión.

     Con el fin de que este blog se consolidase lo más pronto posible y tuviese suficiente material como para que valiese la pena pasear por él, nos trazamos el objetivo de publicar cinco artículos semanales, siempre siguiendo la misma secuencia: dos personajes consecutivos (civiles, militares o religiosos) y una historia (a veces sustituida por un cuento o una genealogía). Es decir, aproximadamente el 66 % de los trabajos publicados son personajes y el 34 % lo constituyen acontecimientos históricos, genealogías o cuentos. El objetivo era sacar de nuestro ordenador el mayor número posible de los varios millares de trabajos que se han ido elaborando durante cuatro décadas, de intensa labor investigadora en archivos, bibliotecas, hemerotecas y entrevistas a personas mayores.

     El seguimiento del blog ha ido en constante aumento y estamos muy satisfechos con el número actual de seguidores. Aunque el interés que despiertan los cuentos o los artículos históricos es mucho mayor que el de los personajes, vamos a seguir manteniendo la proporción inicial, pues hemos dedicado la mayor parte de nuestra vida a investigar la vida o las familias de las personas más destacadas de esta parte de la isla, tema por el que tenemos especial debilidad, y queremos que la información obtenida vea la luz, para comprender que el Sur de Tenerife ha producido algo más que tabaibas y cardones.

     Pero el reto ha sido duro, sobre todo si comprendemos que esta actividad no tiene nada que ver con nuestro trabajo profesional y hay que dedicarle las noches, los fines de semana y los días festivos para mantener este ritmo de publicaciones. Debe tenerse en cuenta que a veces hay que compartir ese mismo tiempo para atender otros compromisos, como preparar informes, conferencias (en algún mes hemos dado hasta seis) o artículos para programas de fiestas. Además, aunque muchos se lo crean, los artículos no están acabados en el ordenador esperando para pasar directamente al blog. Les aseguro que antes de sacar cada uno hay que revisar detenidamente nuestro archivo, para ver si se ha encontrado algún dato nuevo, así como las hemerotecas reales o virtuales y los libros publicados en los últimos años. Por ello algunos trabajos que habían sido publicados anteriormente han visto su contenido multiplicado por 2-5 veces y otros son totalmente inéditos. Ello ha provocado que muchas noches no haya tenido tiempo ni para ojear el periódico, ver la televisión o entrar en facebook para ver lo que han publicado los amigos.

     Si a ello sumamos que algunos de los seguidores del blog me dicen abiertamente que no tienen tiempo para poder leer los cinco trabajos que cuelgo semanalmente (algunos de 10 o 20 folios), deben entender que haya tenido que reflexionar sobre el futuro inmediato de este proyecto ilusionante, pero que lleva detrás una intensa dedicación.

    Manteniendo la idea inicial de sacar a la luz el máximo número posible de personajes o acontecimientos históricos de todo el Sur de la isla, que hemos ido reuniendo en los últimos cuarenta años, y teniendo en cuenta de que uno ya tiene una edad, no podemos ni queremos reducir drásticamente el número semanal de artículos, pero sí espaciarlos un poco. Por ello, vamos a pasar de cinco a tres trabajos semanales, manteniendo la proporción en los contenidos y en la distribución por municipios.

     Como la mayoría de ustedes, los amigos que siguen este humilde blog, se han ido incorporando a lo largo de estos meses, les ruego que cuando tengan un rato libre entren en el menú que, una vez pinchado el “Inicio” figura a la derecha, por si encuentran algún artículo o cuento que les pueda interesar de los primeros publicados, que fueron leídos por muy poca gente. Creemos que dicho menú es lo suficientemente claro para encontrar lo que buscan, por temas o municipios.

     Nada más. Solo queremos mostrar nuestro mayor agradecimiento a ustedes, los amigos que siguen este blog, por la buena acogida que le han dispensado en estos meses. Espero que entiendan este reajuste y les prometo que intentaré mantener el nuevo ritmo de publicaciones mientras me duren las fuerzas físicas y mentales, siempre que este esfuerzo le siga interesando a alguien.

     Un fuerte abrazo,

Octavio Rodríguez Delgado

Güímar: Don Alberto Miguel Delgado Hernández (1926-1978), hermano de las Escuelas Cristianas, maestro, practicante Diplomado en Partos, presidente de Cáritas y Medalla de Plata de Güímar

Miguelito-1     Este artículo está dedicado a un entrañable escobonalero, querido y recordado por su intensa labor sanitaria, don Alberto Miguel Delgado Hernández, “Miguelito el Practicante”. Tras obtener el título de Bachiller, tomó el hábito en el Colegio de los Hermanos de las Escuelas Cristianas de Griñón (Madrid), pero lo tuvo que abandonar por problemas de salud. Luego obtuvo los títulos de maestro (aunque no llegó a ejercer) y practicante, diplomándose en Partos, especialidad por la que fue reconocido en toda la comarca. Abrió una consulta particular en su casa de El Escobonal y posteriormente logró la plaza de practicante titular de Asistencia Pública Domiciliaria creada para dicho pueblo, que poco después se le concedió en propiedad por oposición. En su pueblo natal asumió también un claro compromiso religioso, como tesorero de la Hermandad del Santísimo Cristo de la Caridad, presidente de Cáritas y delegado de la “Junta Parroquial Pro Nuevo Seminario”. Finalmente se estableció en Güímar, al pasar a ocupar la plaza de practicante titular del distrito Norte, con destino en el Ambulatorio Médico de la Seguridad Social de la cabecera municipal. No obstante, nuestro biografiado continuó ocupando por acumulación la plaza de practicante del distrito de Agache y, una vez que ésta fue suprimida, aunque vivía en Güímar continuó subiendo un par de horas diarias al pueblo que le vio nacer, donde mantuvo la consulta particular hasta su prematura muerte. En reconocimiento a su labor, se le concedió la Medalla de Plata de Güímar y su nombre a una avenida de El Tablado.

    Nuestro biografiado nació en El Escobonal el 20 de mayo de 1926, siendo hijo de don Pedro Alberto Delgado García y doña María Mercedes Hernández Leandro. Tres días después fue bautizado en la iglesia de San José por el cura encargado don Celso González Tejera, párroco de San Joaquín de Fasnia; se le puso por nombre “Alberto Miguel” y actuó como padrino don Juan Frías Mujica y su esposa doña Sabina Cáceres, de dicha vecindad. La correspondiente partida fue anotada en el libro parroquial de Fasnia, por residir allí el sacerdote que por entonces atendía el templo de El Escobonal, que aún no era parroquia…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-ALBERTO MIGUEL DELGADO HERNÁNDEZ

“La Leyenda del Barranco del Infierno” (Adeje), por Luis Salcedo y Díez de Tejada

Adeje-Barranco del Infierno-2     La trama de “La leyenda del Barranco del Infierno”, escrita por don Luis Salcedo y Díez de Tejada y publicada en 1932, discurre en el conocido paraje adejero en la época guanche, con una trama de tintes dramáticos, en la que se unen temas atemporales como el amor, la infidelidad, los celos, la ambición, el poder, la envidia y la venganza. Todo ello se combina con el impresionante paisaje de ese bello enclave adejero, con sus laderas cortadas a pico, sus fugas y los roques que las coronan. De este modo, apoyándose en la leyenda que le contó un viejo pastor, el autor mezcla la fantasía del infierno con el origen volcánico de las islas y las formas curiosas que configuran el relieve del barranco, espectacular para un hombre que procede de las tierras llanas de Extremadura.

    Don Luis Losada, atribuye el nombre de Acaymo al mencey de Adeje, lo que no se ajusta a la tradición histórica, que suele asignar este antropónimo al mencey de Güímar. También se inventa los nombres de los tres protagonistas: la bella Iora y los dos hermanos, Xampó y Saure, hijos del mencey y enamorados de ella. La trama se incia en los amores de Iora con los dos príncipes, alcanza el punto culminante en el asesinato de Xampó por la ambiciosa aborigen, con la connivencia de Saure (primogénito del mencey), celoso y envidioso de la fortaleza y valor de su hermano, y se remata con la venganza de Xampó que surgiendo del Infierno se transforma en un gigante que acaba con la malvada pareja y luego, cubierto por la lava, se reencarna en uno de los roques que aún se aprecian en el barranco.

     El autor, nacido en Badajoz, era por entonces juez de primera instancia e instrucción de Granadilla de Abona, plaza que ocupó luego en otras ciudades españolas, incluida Santa María de Guía en Gran Canaria. Compaginó su actividad profesional con la creación literaria, que abarcó varios campos: obras de teatro, cuentos, poemas y artículos periodísticos. Además, tuvo una activa participación en veladas literarias…

      En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Leyenda-BARRANCO DEL INFIERNO

Candelaria-Güímar: Don Luis Ambrosio Fernández del Castillo (1738-1788), sacerdote, beneficiado propio de Adeje y de Güímar-Candelaria

Barranco Hondo-panorámica-iglesia-Mi pueblo       Hasta el momento, en Barranco Hondo solo han nacido tres sacerdotes, miembros de una misma familia, dos hermanos y un sobrino. El primero de ellos, don Luis Ambrosio Fernández del Castillo, fue una destacada personalidad del clero tinerfeño en el siglo XVIII, pues no en vano desempeñó en propiedad dos de los Beneficios parroquiales más antiguos e importantes del Sur de la isla: el de Adeje, durante nueve años, y el de Güímar-Candelaria, durante otros doce años, pero su carrera quedó truncada con su prematuro fallecimiento, ocurrido en Güímar cuando solo contaba 49 años de edad.

     Nació en el pago de Barranco Hondo (probablemente en la “Banda de Allá”, hoy incluida en El Rosario) el 15 de agosto de 1738, siendo hijo de don Asencio Francisco Núñez “El Menor” y doña María de los Ángeles López del Castillo. El 22 de ese mismo mes fue bautizado en la iglesia de Santa Ana de Candelaria por fray Leonardo del Cristo, maestro de novicios habitual de la Orden de Predicadores, por ausencia del teniente servidor de la misma y con licencia de su prelado; se le puso por nombre “Luis Ambrosio” y actuó como padrino don Cristóbal Alfonso y Guillama, clérigo presbítero vecino de La Laguna y capellán de la ermita de El Rosario, jurisdicción de la parroquia de la Concepción de dicha ciudad…

       En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-LUIS AMBROSIO FERNÁNDEZ DEL CASTILLO

Guía de Isora: Don Francisco Delgado Trujillo (1771-1851), subteniente de Milicias, comandante de armas, alcalde de Guía y mayordomo de la fábrica parroquial

Francisco Delgado Trujillo-hoja-2     Ingresó como soldado en el Regimiento de Abona, en el que fue ascendiendo hasta alcanzar el empleo de sargento 1º de Milicias. Como tal, mereció la continuación en filas, a pesar de tener cumplido su compromiso, y ejerció durante muchos años como comandante de armas de su pueblo natal, al ser el militar de mayor graduación que residía en él. Además fue elegido alcalde de Guía de Isora y mayordomo de la fábrica parroquial. Como reconocimiento a los servicios prestados, al final de su carrera militar ascendió a subteniente de Milicias, empleo de oficial para el que ya había sido propuesto en dos ocasiones anteriores.

     Nació en Guía de Isora el 16 de noviembre de 1771, siendo hijo de don Bartolomé Delgado Ximénez y Martín y doña Agustina Teresa González Trujillo y Hernández. El 24 de ese mismo mes recibió las aguas bautismales en la iglesia de Ntra. Sra. de la Luz de manos de Fray Pedro Joseph Sánchez, con licencia de don José Antonio de León Ferrera, cura párroco de dicha localidad y de la Villa de Santiago; se le puso por nombre “Francisco José” y actuaron como padrinos sus tíos don Francisco González Trujillo y doña Ana González del Pino, naturales y vecinos del mismo pueblo…

      En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-FRANCISCO DELGADO TRUJILLO

El Grupo de Teatro “La Juventud” de la Villa de Arafo

Teatro-1969-La Tercera Palabra     Arafo es una villa de tradiciones arraigadas, que han marcado la historia de esta comunidad a lo largo de los dos últimos siglos. Sobre todo, destaca en el contexto insular por una continuada actividad cultural, que por su antigüedad y prestigio constituye su principal patrimonio; y en ella ocupa un lugar destacado el teatro, que nunca ha faltado en los escenarios de la localidad.

       La tradición teatral de Arafo viene de antiguo. Existe constancia documental de que ya se representaban obras de teatro en esta villa, con motivo de las Fiestas Patronales, en la última década del siglo XIX. Luego, en el seno del Casino “Unión y Progreso” y en las escuelas públicas de la localidad surgieron grupos de aficionados, que llevaron a los escenarios de Arafo numerosas obras. En los años veinte y en la II República destacó la labor teatral de don José Ferrera y su esposa doña Candelaria Fariña, así como del destacado grupo que dirigía don Luis Coello Díaz. Durante la Guerra Civil y en los años siguientes se hicieron varias funciones teatrales, con objetivos benéficos, la mayoría a cargo de Falange. En los años cuarenta actuaron en esta localidad miembros del Batallón de Trabajadores, el grupo de “Educación y Descanso”, el grupo “Renacimiento”, dirigido por don Antonio Torres Campos, y el nuevo grupo de don Luis Coello. Posteriormente, también dirigieron otros grupos en esta villa don Octavio Miguel Pérez Rivero, don Juan Luis Coello Rodríguez y don Leartes Albertos Batista.

     Pero en este trabajo vamos a centrarnos en uno de los grupos de aficionados que mantuvo una trayectoria más dilatada y exitosa, el Grupo de Teatro “La Juventud”, fundado hacia 1952, que se mantuvo en los escenarios durante casi dos décadas…

      En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-GRUPO DE TEATRO-LA JUVENTUD