El Convento-Colegio de Religiosas Dominicas “Marquesa de la Florida” de Güímar (1924-1927)

Güímar-Convento-colegio dominicas     En la ciudad de Güímar se conserva una bella mansión, concretamente en la cuesta de Chacaica, que fue la residencia o casa solariega de la ilustre familia Delgado-Trinidad, descendiente directa del Mencey de Adeje. La última persona de esta familia que llevó el apellido fue doña Josefa Delgado-Trinidad y O’Shea, Marquesa viuda de la Florida, quien al carecer de descendencia transformó dicho edificio en el Hotel “Buen Retiro”, que se mantuvo abierto desde 1890 hasta 1920. Luego, en 1924 fue cedido por su propietaria para un Convento-Colegio de Religiosas Dominicas, del que fue fundadora y protectora; la superiora de dicha comunidad fue sor Aurora Izquierdo Cullen; mientras que la labor docente corrió a cargo de doña Isabel Sainte-Marie Galván, prestigiosa maestra superior de Primera Enseñanza. Como curiosidad, en un edificio anexo a dicha mansión vivió el recordado obispo güimarero don Domingo Pérez Cáceres y su familia.

     Además de la casa, la Marquesa cedió la huerta, los jardines y la anexa capilla de Ntra. Sra. de Belén. El colegio se inauguró a finales de 1924, con 41 alumnas, más otras que acudían a clases de labores artísticas; las clases doctrinales las daba semanalmente el capellán de dicho centro, don Julián Marco y Requeno; y el día de Reyes de 1925 se celebró en él un festival literario-musical, al que asistió numerosa concurrencia. Fue creado inicialmente como “Colegio de la Santísima Trinidad” y luego llevó el nombre de la Marquesa viuda de la Florida, en honor de su fundadora y protectora. Pero la muerte de ésta, en 1927, truncó la existencia de este centro religioso y docente güimarero, que por lo tanto tuvo una existencia muy corta, de tan solo tres años…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-CONVENTO-COLEGIO DOMINICAS-GÜÍMAR

2 pensamientos en “El Convento-Colegio de Religiosas Dominicas “Marquesa de la Florida” de Güímar (1924-1927)

  1. Como es habitual, sr. Octavio, realiza usted un escrupuloso trabajo y una honorable labor. Como aférrimo seguidor suyo devoro cada artículo que publica con absoluta devoción. Dicho esto, espero que no sirvan de oprobio las anotaciones que me permito hacer en este maravilloso artículo.
    La casa anexa al Hotel Buen Retiro, perteneciente al tan querido obispo Pérez Cáceres, formaba de hecho parte de ese hotel y cuya actividad cesó posiblemente en torno a 1912-1913: en los rotativos de ese período se anunciaba su arrendamiento. Creo recordar un artículo de “La Gaceta de Tenerife” que sitúa incluso al propio Don Domingo Pérez Cáceres como propietario del hotel en 1916.
    Por otra parte, la escuela unitaria de Chacaica (1946-1967) se hallaba en la misma casa del citado obispo, ya separada de la propiedad de los Delgado-Trinidad. El mismo D. Domingo es quien cede el salón – que antaño ocuparan las 41 alumnas dominicas – para la creación de la escuela pública.
    Curiosamente este salón-escuela que albergó al alumnado de las religiosas dominicas y posteriormente a diversas generaciones de niños, no se encuentra en la antigua propiedad de la marquesa viuda, sino en la casa anexa de la familia Pérez Cáceres.
    Reciba un afectuoso saludo.

    • Muchas gracias Sergio por las precisiones, que ayudan a ubicar el local dedicado a la docencia en el conjunto de la gran edificación del antiguo Hotel “Buen Retiro”, casa solariega de la familia Delgado Trinidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>