Vilaflor de Chasna-Arona-Arico: Lcdo. don Francisco González “Natural” (1623-1697), sacerdote de origen guanche, capellán de Vilaflor y Arico, y beneficiado servidor de Adeje

     Miembro de una destacada familia chasnera de ascendencia guanche por sus cuatro abuelos, don Francisco siguió la carrera sacerdotal hasta ordenarse de presbítero; simultáneamente obtuvo el título de Licenciado en Sagrada Teología. Como sacerdote, fue durante muchos años capellán de la parroquia de San Pedro Apóstol de Vilaflor, así como beneficiado servidor de la parroquia de Santa Úrsula de la villa de Adeje durante más de un año y medio. Al final de su vida se estableció en Arico, pueblo del que era oriundo por su madre y en el que falleció, tras haber actuado como capellán de la parroquia de San Juan Bautista.

     Nació en la amplia jurisdicción de Vilaflor, probablemente en el pago del Valle del Ahijadero (actual Valle de San Lorenzo en Arona), en agosto de 1623, siendo hijo de don Alonso González “Natural” (también llamado Alonso González Guanche), nacido en el citado Valle, y de doña Águeda de Morales, natural de Arico; ambos casados en Vilaflor en 1622 y de origen guanche. El 16 de ese mismo mes fue bautizado en la iglesia de San Pedro Apóstol de Vilaflor…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Granadilla de Abona: Don Francisco Antonio Peraza y Ayala (1732-1800), capitán de Milicias, alcalde real de Granadilla, patrono de la ermita de San Isidro y mayordomo de las Mercedes de Abona, con información favorable de hidalguía y nobleza

     Miembro de una de las familias del Sur de Tenerife que más oficiales dio a las Milicias Canarias, los Peraza de Ayala, nuestro biografiado también siguió la carrera militar, en la que ascendió desde cadete hasta capitán de Milicias, siempre en el Regimiento Provincial de Abona. Además, desempeñó el cargo de alcalde real de Granadilla en cuatro etapas, así como los de patrono de la ermita de San Isidro de dicho lugar y mayordomo de las Mercedes de Abona. Presentó junto con su hermano Fernando una información de hidalguía y nobleza, en la que fue amparado. Contrajo matrimonio primero en Granadilla y luego en Arico, dejando una amplia y destacada sucesión de su segundo enlace, repartida entre ambas localidades sureñas.

     Nació en Granadilla de Abona el 30 de julio de 1732, siendo hijo del capitán don Francisco Peraza de Ayala y del Castillo y de doña Beatriz Margarita Bello de Frías. El 3 de agosto inmediato fue bautizado en la iglesia de San Antonio de Padua, por el cura párroco propio don Rodrigo García de Armas; se le puso por nombre “Francisco Antonio”. No conocemos más datos de la partida por haber desaparecido el correspondiente libro en un incendio…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Candelaria: Don Antonio Castellano Rodríguez (1925-2014), recordado pescador y patrón de barco, que da nombre a una plaza

     Nuestro biografiado, conocido cariñosamente como “El Conejera” trabajó durante casi toda su vida como pescador, para lo que adquirió sucesivamente cuatro barcos de pesca, que el mismo pilotaba al haber obtenido el título de patrón. Además, en su adolescencia jugó al fútbol, deporte al que siempre fue muy aficionado y también trabajó como extractor de arena, transportista y responsable de una granja de pollos. Con respecto a su esposa, doña Eloína Pérez Rodríguez tuvo una intensa vida laboral como vendedora de pescado, jornalera en fincas de tomateras y empaquetados de papas, y cocinera en varios bares-restaurantes. Tras recibir una placa de la Cofradía de Pescadores y un homenaje por el programa de radio “A la Pimienta”, desde este año, don Antonio Castellano Rodríguez da nombre a una plazoleta de la zona de El Ramonal, en Candelaria, donde vivió con su familia, como reconocimiento del Ayuntamiento a su intensa actividad pesquera.

     Don Antonio nació el 11 de mayo de 1925 en Llano del Moro (entidad de población perteneciente por entonces al municipio de El Rosario y hoy a Santa Cruz de Tenerife), siendo hijo de don Rafael Castellano Mesa, natural de Candelaria, y doña María Rodríguez Díaz, que lo era del citado núcleo rosarino. Fue bautizado en la iglesia de Santa Ana de Candelaria…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Las Federaciones Obreras comarcales del municipio de Güímar en la II República Española (1931-1936)

     Como ya hemos puesto de manifiesto en otros trabajos, la proclamación de la II República Española supuso un enorme revulsivo político y sindical, tanto en Güímar como en todo el territorio nacional. Por ello, a lo largo de sus cinco años de existencia en Canarias se fueron constituyendo diversas agrupaciones políticas o federaciones obreras, tanto en la cabecera de este municipio y con jurisdicción sobre todo él, como en el importante pago de El Escobonal, con ámbito restringido al mismo dado su gran peso demográfico. Así, en 1931 se constituyó la Federación Obrera comarcal de El Escobonal, la Federación Obrera comarcal de ambos sexos de Güímar, la Agrupación Socialista Tinerfeña de Güímar y el Comité Local del Partido Republicano Tinerfeño de Güímar; en 1932, el Comité Local de Acción Popular Agraria de El Escobonal y la Agrupación del Partido Republicano Socialista de Güímar; en 1933, el Comité Local de Acción Popular Agraria de Güímar; en 1935, el Sindicato Agrícola Tomatero de la Villa de Güímar y el Comité Local de la Juventud de Acción Popular de Güímar; y en 1936, el Sindicato Local de Inquilinos, la Agrupación Municipal de Güímar de Izquierda Republicana, la Agrupación Socialista Obrera de El Escobonal, la Agrupación Local del Partido Unión Republicana de Güímar, el Sindicato de Profesiones y oficios varios de Güímar y sus contornos, la nueva Federación Obrera de Güímar de la UGT, la Juventud Socialista de Güímar y el Sindicato de Defensa Agrícola del Valle de Güímar.

     El presente artículo está dedicado a las tres Federaciones Obreras comarcales creadas en este municipio, las dos primeras fundadas en julio de 1931 y la tercera reorganizada en abril de 1936 y disuelta en julio de ese mismo año, además del Sindicato Local de Inquilinos. La primera entidad tuvo su sede en el pago de El Escobonal y las restantes en la cabecera municipal de Güímar y todas ellas estuvieron controladas por la Unión General de Trabajadores (UGT). Ese intenso movimiento obrero se dejó sentir en esos años, convocando huelgas, solicitando a las autoridades la realización de obras y participando en asambleas con el fin de mitigar el paro. Además, muchos de sus dirigentes también lo fueron de las Agrupaciones Socialistas de Güímar y El Escobonal; y varios de ellos formaron parte de la corporación municipal durante el Frente Popular, acaparando incluso la alcaldía, que fue ostentada por don Lorenzo Castro Delgado…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Guía de Isora: Don Felipe González Trujillo (1746-1810), labrador, propietario agrícola y ganadero, sargento 1º de Milicias y escribiente

     Miembro de una familia más o menos acomodada, nuestro biografiado trabajó inicialmente como labrador, llegando a ser un destacado propietario agrícola y ganadero. Además, siguió una notable carrera militar durante 22 años, en la que ascendió desde soldado a cabo 2º, sargento 2º y sargento 1º de Milicias; con estos últimos empleos estuvo destinado en varias ocasiones en Santa Cruz de Tenerife, en la Columna de Granaderos Provinciales y en el Batallón de Infantería de Canarias. Asimismo, como era uno de los escasos vecinos de Tejina de Guía que sabía leer y escribir con cierta corrección, también actuó como escribiente de testamentos y, probablemente, de escrituras de compraventa.

     Nació en el pago de Tejina (Guía de Isora) el 16 de diciembre de 1746, siendo hijo de don Felipe González Truxillo y doña Gracia María González del Pino, casados en la iglesia del Valle de Santiago. Cinco días después fue bautizado en la iglesia de Ntra. Sra. de la Luz de Guía por el cura servidor don Salvador Manuel Borges de Soto, familiar del Santo Oficio de la Inquisición; se le puso por nombre “Phelipe Thomas” y actuó como padrino don Isidro González Trujillo, de dicha vecindad…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

San Miguel de Abona: Don Tomás Gómez Quintero (1927-2003), profesor de Religión, cura ecónomo de Charco del Pino y Granadilla de Abona, párroco propio de San Juan de la Rambla y El Sauzal, donde luego fue párroco emérito y dio nombre a una calle

     Nuestro biografiado fue un sacerdote muy conocido y querido en la Diócesis de Tenerife. Nacido en San Miguel de Abona, tras su ordenación fue nombrado cura ecónomo de San Luis en Charco del Pino y estuvo encargado de la parroquia del Arcángel San Miguel de su pueblo natal. Luego ejerció como cura ecónomo de San Antonio de Padua en Granadilla de Abona; párroco propio de San Juan Bautista en San Juan de la Rambla y encargado de San José en el barrio del mismo nombre; y, finalmente, párroco propio de San Pedro Apóstol de El Sauzal, donde permaneció durante 36 años, al final de los cuales recibió un homenaje, fue nombrado “Párroco Emérito” y, tras su muerte, se dio su nombre a una calle. Además, fue profesor de Religión en el Instituto “Cabrera Pinto” de La Laguna. Desgraciadamente, no hemos podido conseguir ninguna fotografía de este destacado presbítero chasnero.

     Nació en San Miguel de Abona el 27 diciembre 1927, a las seis de la mañana, siendo hijo de don Celestino Gómez Feo y doña Florinda Quintero Bello. Pocos días después fue bautizado en la iglesia del Arcángel San Miguel por el cura ecónomo don José Siverio Díaz y actuaron como padrinos don José Gómez Bello y doña María Barreto Díaz Bernal…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Arona: Don Antonio Villarreal Frías (1850-1895), sochantre y organista de la parroquia de Arona, encargado de la construcción del Calvario, interventor electoral y miembro de la Junta local de Instrucción Pública

     Miembro de una familia destacada, cuyos componentes ocuparon muchos cargos en las Milicias Canarias y en las principales instituciones locales (Ayuntamiento, Juzgado, Parroquia, escuelas, etc.), nuestro biografiado se vinculó a la vida musical de la parroquia de San Antonio Abad, de la que fue sochantre y organista durante casi dos décadas y hasta su prematura muerte. Además, intervino en la vida pública de Arona, municipio en el que estuvo encargado de la construcción del Calvario y luego actuó como elector contribuyente, interventor electoral y miembro de la Junta local de Instrucción Pública.

     Nació en Arona el 3 de diciembre de 1850, siendo hijo de don Francisco Villarreal Bethencourt y doña Jerónima de Frías Delgado. Cinco días después fue bautizado en la iglesia de San Antonio Abad por el cura propio don Miguel Rodríguez Guillama; se le puso por nombre “Antonio Francisco Xavier del Sacramento” y actuaron como padrinos don Cesáreo y doña María de la Consolación Bethencourt…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo: