La primera Banda de Música de San Miguel de Abona (1929-1932)

     La primera banda de música que se organizó en San Miguel de Abona se debió a la iniciativa del sacerdote don Ignacio Padrón Marrero, quien llegó a este pueblo en 1929 y regentó la parroquia del Arcángel San Miguel durante tres años, hasta 1932. Fue él quien enseñó el Solfeo y los instrumentos a un grupo de jóvenes, quienes durante tres años amenizaron la vida religiosa y festiva de dicho municipio e incluso de los colindantes. Pero su trayectoria fue corta, frenada por el traslado de su director-fundador y la marcha de muchos de sus componentes al servicio militar o a la emigración.

     Tras su toma de posesión de la parroquia de San Miguel Arcángel, el sacerdote don Ignacio Padrón Marrero concibió la idea de fundar una banda de música en San Miguel de Abona, propuesta que se planteaba por primera vez en dicha localidad, y para ello anunció desde el púlpito el inicio de las clases de Solfeo en el municipio, para jóvenes con edades comprendidas entre los 16 y los 20 años. Ello causó sensación entre los jóvenes sanmigueleros, que, sin pensarlo dos veces, comenzaron a asistir a dichas clases en el salón parroquial, recibiendo las enseñanzas del propio párroco. Adquirieron sus primeros instrumentos a través del Batallón de Tenerife y, con sólo una gorra de plato como única pieza distintiva de su uniforme, esta Banda de Música comenzó su andadura. Sus primeras actuaciones tuvieron lugar en la iglesia del Arcángel San Miguel, acompañando al Coro parroquial en las funciones principales, así como en la celebración navideña de lo Divino y en las procesiones del patrono San Miguel y de la Virgen. Incluso llegaron a salir del municipio, por lo menos para actuar en las Fiestas del Cristo de la Salud de Arona. La agrupación musical llegó a estar compuesta por 21 músicos, además del director…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-PRIMERA BANDA DE MÚSICA-SAN MIGUEL DE ABONA

Candelaria: Fray Luis Tomás Leal (1688-1757), lector de vísperas y maestro dominico, examinador sinodal del Obispado, prior de los conventos de La Laguna y Candelaria, prior provincial de la Orden de Predicadores y escritor mariano

Fray Luis Tomás Leal     Este ilustre religioso palmero fue lector de vísperas y maestro dominico, examinador sinodal del Obispado, prior de los conventos de La Laguna y Candelaria y prior provincial de la Orden de Predicadores en dos cuatrienios. Además, escribió una “Novena de nuestra Sra. de las Nieves venerada en la Isla de La Palma”. Se retiró en el Convento Real de Candelaria, del que fue el religioso más sabio y en el que falleció, después de entregarse de lleno a escribir una “Historia de la aparición y milagros de la Virgen de Candelaria”, manuscrito que permaneció inédito y desapareció en el incendio de 1789.

     Nació en Santa Cruz de La Palma el 24 de agosto de 1688, siendo hijo de don Francisco Patricio Pérez Mayato, natural de la misma ciudad, y de doña Pascuala Leal, que lo era de la Villa de Mazo. A pesar de que algunos biógrafos lo consideraron natural de esta última villa, su filiación y lugar de nacimiento se pueden comprobar en la información “ad perpetuam”, legitimidad y limpieza de sangre de don Francisco Lorenzo de Amarante y su esposa, doña Francisca Hernández Pérez, protocolizada el 11 de junio de 1739 ante don Antonio Vázquez, escribano público de La Palma…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-FRAY LUIS TOMÁS LEAL

Güímar: Don Hilario Pérez Elías (1778-1841), mayordomo de puertas de la Hermandad del Rosario en El Escobonal, sargento 2º de Milicias y estanquero real

Hilario Pérez Elías     Aunque trabajó durante toda su vida como modesto labrador propietario, nuestro biografiado gozó de cierto prestigio en la modesta sociedad escobonalera de la primera mitad del siglo XIX, gracias a las responsabilidades que tuvo en la vida religiosa, militar y civil de su pueblo. Fue en dos ocasiones mayordomo de puertas de la Hermandad del Rosario, constituida en el Convento Dominico de Güímar, pero que tenía muchos hermanos en Agache. Además, alcanzó el empleo de sargento 2º de Milicias, siendo en su época el militar de mayor graduación de su pueblo; y obtuvo la codiciada plaza de estanquero real de El Escobonal.

     Nació en el pago de San José (El Escobonal) el 14 de enero de 1778, siendo hijo de don Cristóbal Pérez Elías y Díaz Montijos y doña Beatriz Guanche (o Delgado Manuel) de Castro. Cinco días después fue bautizado en la iglesia de San Pedro Apóstol de Güímar por el presbítero don Agustín Antonio Núñez, con licencia del beneficiado don Luis Ambrosio Fernández del Castillo; se le puso por nombre “Hilario Rafael” y actuó como madrina doña María Beatriz Guanche, natural y vecina de Agache…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-HILARIO PÉREZ ELÍAS

La Sociedad “Juventud Adejera” de la Villa de Adeje (1927-1929)

Adeje-Pedro Brito     Como los restantes municipios del Sur de Tenerife, la villa de Adeje ha contado a lo largo del pasado siglo con varios casinos: la Sociedad “Unión y Cultura” (1911-1916); la Sociedad “Juventud Adejera” (1927-1929); la Sociedad “Centro Adejero”, luego “Casino Principal” (1927-1947); el Círculo de Unión Patriótica (1929); la Sociedad “Procultura” (1932); y la Sociedad “Recreo y Fomento”, luego “Unión y Fomento” (1944-1962). En un artículo anterior ya nos ocupamos del primero de ellos y en éste nos vamos a centrar en el segundo, la Sociedad “Juventud Adejera”, de vida corta. El reglamento de esta sociedad fue redactado el 5 de abril de 1927 y su objetivo fundamental era “el esparcimiento y recreo de sus socios”, así como “procurar el nivel material e intelectual de los mismos”. El 24 de julio de 1927 fue presentado en el Gobierno Civil de la provincia, donde el 10 de agosto inmediato esta sociedad de recreo fue inscrita en el libro de Registro de Asociaciones, con el número 509. Su domicilio social estuvo instalado inicialmente en la casa nº 1 de la Plaza de la Cruz del Llano de la Villa de Adeje, de donde pasó en agosto de ese mismo año a la calle San Lorenzo y en julio de 1929 a la calle de Pescadores.

     Su principal fundador y primer presidente fue don Federico Rivero Placeres (1878-1940), nacido en Guía de Isora y fallecido en Adeje, que destacó en esta villa como zapatero, sacristán de la parroquia, actor aficionado, juez municipal, presidente de la Junta Municipal del Censo Electoral, miembro de varias comisiones municipales, vocal del Casino y falangista. Le sucedió don Fermín Fraga González (hijo del culto maestro don Fermín Fraga y Fraga), quien nació y vivió en Adeje, donde también fue fiscal municipal, vocal del Consejo local de Enseñanza Primaria y del Comité local de Acción Popular Agraria, y cabo jefe del Somatén Armado de dicha villa, además, cursó estudios de Magisterio en la Escuela Normal de Las Palmas de Gran Canaria, tuvo alquilado al Ayuntamiento el local en el que estaba instalada la escuela elemental de niñas nº 2, fue accionista de la Comunidad “Las Torres” para alumbramiento de agua y minerales en Adeje, confeccionó una carroza para las fiestas de Taucho y destacó como músico y compositor…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-SOCIEDAD JUVENTUD ADEJERA

Vilaflor de Chasna: Don Emeterio Martín Díaz (1882-1948), carpintero, sargento de Infantería, tallador de quintos, fiscal municipal, alcalde de Vilaflor y directivo fundador de las agrupaciones locales de varios partidos republicanos de izquierda

Vilaflor-29.6 (CFIT)     Este destacado chasnero tuvo una corta carrera militar, en la que alcanzó el empleo de sargento de Infantería; como tal, estuvo destinado en el Polvorín del Confitero y en la Sargentía Mayor de la Plaza de Santa Cruz de Tenerife; asimismo, actuó como tallador de quintos en el Ayuntamiento de Vilaflor. Pero su profesión real fue la de carpintero, oficio en el que trabajó durante toda su vida. Además, desempeñó numerosos cargos públicos en su pueblo natal: secretario acompañado del Juzgado, adjunto del tribunal municipal, vocal fundador del Comité Republicano, fiscal municipal, afiliado al Somatén Armado y miembro de la Comisión de Fiestas de San Agustín y San Roque; durante la II República fue, sucesivamente, primer teniente de alcalde, presidente fundador de la Agrupación local del Partido Republicano Radical Socialista, alcalde titular de Vilaflor, vicepresidente fundador de la Agrupación municipal de Izquierda Republicana, candidato a diputado a Cortes y 2º teniente de alcalde del mismo municipio.

     Nació en la calle del Calvario nº 10 de Vilaflor el 30 de agosto de 1882, a las seis de la tarde, siendo hijo del propietario don Juan Martín Martín, natural de Arona, y doña Clara Díaz Viera, que lo era de la primera localidad. El 10 de septiembre inmediato fue bautizado en la iglesia de San Pedro Apóstol por el beneficiado propio don José Lorenzo Grillo y Oliva; se le puso por nombre “Emeterio Florencio del Rosario” y actuaron como padrinos don José Tacoronte Trujillo y su hija doña María Luisa Tacoronte y Oliva, naturales y vecinos del mismo pueblo, siendo testigos don Ambrosio Fumero Díaz y don Domingo Fumero García, ministros de la parroquia, de la misma naturaleza y vecindad…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-EMETERIO MARTÍN DÍAZ