Guía de Isora: Don Francisco Reverón Domínguez (1846-1928), maestro zapatero, sargento 1º de Milicias y vocal del comité local del Partido Liberal de Tenerife, agredido en su vejez

Francisco Reverón Domínguez     Aunque nuestro biografiado trabajó toda su vida como maestro zapatero, también tuvo una interesante carrera militar, pues desde soldado fue ascendiendo hasta alcanzar el empleo de sargento 1º de Milicias, con el que actuó como comandante accidental de su compañía. Además tuvo una pequeña actividad política, al ser elegido vocal  del comité local del Partido Liberal de Tenerife y actuar como elector contribuyente de diputados a Cortes. Como curiosidad, fue agredido en su vejez durante unos carnavales, quizás por motivaciones políticas. Su hijo, don Manuel Reverón González, fue una destacada personalidad local.

     Nació en Guía de Isora el 26 de noviembre de 1846, siendo hijo de don Manuel de San Marcos Reverón y doña Luisa Domínguez Illada, naturales de Icod de los Vinos y vecinos de la mencionada localidad sureña. El 10 de diciembre inmediato fue bautizado en la iglesia de Ntra. Sra. de la Luz por el cura párroco don Domingo Carreiro; se le puso por nombre “Francisco Manuel del Rosario” y actuó como madrina doña María Candelaria Rivirona [sic], casada, natural y vecina de dicho lugar…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-FRANCISCO REVERÓN DOMÍNGUEZ

La primera Comisión de distrito de la Cruz Roja de Granadilla de Abona (1899-1902)

Granadilla-Cruz Roja     Desde finales del siglo XIX, Granadilla ocupaba un lugar tan destacado en el Sur de Tenerife, que a comienzos de la siguiente centuria se convertiría en la capital de la comarca, pues en este lugar, que pronto alcanzaría el título de Villa, ya tenían su sede el Batallón de Reserva de Canarias nº 7 del Ejército Territorial, luego una compañía del 2º Batallón del Regimiento de Infantería Tenerife nº 64, la Estación telegráfica, la Cámara Agrícola, la Notaría, el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción, el Registro de la Propiedad y el Arciprestazgo del Sur. En este contexto y en pleno auge de la localidad, se crearía en 1899 la Comisión de distrito de la Cruz Roja, que seguía existiendo en 1902.

     Como se acaba de señalar, en enero de 1899 se creó la Comisión de Distrito de la Cruz Roja de Granadilla, desglosada en dos subcomisiones: una de “Caballeros”, constituida por 37 hombres y presidida por don Juan Reyes Martín; y otra de “Señoras de Caridad”, integrada por 14 mujeres, bajo la presidencia de doña Rosalía González Viera, esposa del anterior. Los fundadores eran por entonces las principales personalidades locales, todos nacidos en Granadilla, menos el párroco, que era natural de San Miguel de Abona…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-COMISIÓN DE LA CRUZ ROJA-GRANADILLA

Candelaria-Arafo: Don Francisco Marrero Fariña (1810-1881), alcalde constitucional y capitán de la Milicia Nacional de Candelaria, juez de paz y alcalde fugaz de Arafo

Francisco Marrero Fariña     Oriundo de Arafo por ambas líneas, nuestro biografiado era natural de Candelaria, donde vivió los primeros 38 años de su vida y desempeñó los cargos de alcalde constitucional y capitán de la Milicia Nacional. Luego se estableció en Arafo, municipio en el que desempeñó diversos cargos, como los de bedel de la Hermandad del Santísimo Sacramento de la parroquia de San Juan Degollado, juez de paz suplente y titular, y alcalde fugaz de ese mismo pueblo, pues renunció a este cargo por el anterior. Además, al ser uno de los mayores contribuyentes de ambos términos municipales, figuró en ellos como elector para las elecciones de diputados a Cortes y senadores.

     Nació en el lugar de Candelaria el 30 de abril de 1810, siendo hijo de don Francisco Marrero de Castro y Barrios y doña María Magdalena Fariña Núñez, naturales de Arafo. Fue bautizado al tiempo de nacer porque lo vieron en peligro de muerte, pero como “me dicen que hubo alguna tribulación al tiempo de dicho bautismo y no constarme lo cierto de su administración”, el párroco don Agustín Tomás de Torres le “echó agua subconditione” el 1 de mayo inmediato; se le puso por nombre “Francisco del Sacramento” y actuó como madrina doña Josefa Froylana Batista, vecina de Arafo…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-FRANCISCO MARRERO FARIÑA

Güímar: Don Teodoro Campos Yanes (1930-2000), barbero, agricultor, chófer y destacado folclorista

Teodoro Campos Yanes     El presente artículo está dedicado a un entrañable personaje, don Francisco Campos Yanes, conocido por todo el mundo como “Teodoro”, por muchos como “Calinga” y por los amigos más íntimos como “Terete”, agricultor, barbero, chófer y destacado folclorista, a quien me unían estrechos lazos de amistad, pues nací y me crié cerca de su casa y durante mi infancia y juventud fui un fiel cliente de su barbería. Hombre alegre, con un gran sentido del humor, servicial y parrandero, fue una buena persona, a la que todo el mundo apreciaba.

     Nuestro biografiado nació en El Escobonal (Güímar) el 3 de abril de 1930, siendo hijo del popular cabrero don Zacarías Campos Cruz, natural de Fasnia, y de doña Bárbara Yanes Díaz, que lo era de la primera localidad. El 4 de agosto de ese mismo año fue bautizado en la iglesia parroquial de San José por el cura encargado, don Domingo Pérez Cáceres; se le puso por nombre “Francisco” y actuaron como padrinos don Pablo Rodríguez Torres y doña Ángela Pérez García…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-TEODORO CAMPOS YANES

Relación de párrocos de San Pedro Apóstol de Vilaflor de Chasna (1560-2016)

Párrocos-Vilaflor     Por Real cédula dada en Toledo a 10 de abril de 1560 se creó el Beneficio de Abona o de Vilaflor, con sede en la iglesia de San Pedro Apóstol de dicha localidad. De éste dependieron los feligreses que vivían en la amplia jurisdicción de Chasna, la cual incluía a los actuales municipios de Arico, Granadilla de Abona, Vilaflor, San Miguel de Abona y Arona. Pero a lo largo del tiempo sufriría sucesivas segregaciones, hasta quedar reducida al actual municipio de Vilaflor: en 1617 se separó Granadilla; en 1639 lo hizo Arico; y en 1796 se segregaron San Miguel de Abona y Arona, así como el pago de Chiñama, que se unió a Granadilla.

     En estos 456 años, conocemos a un total de 75 sacerdotes titulares que han regentado la parroquia de San Pedro Apóstol, algunos en varias ocasiones diferentes. De ellos, sólo 19 la han regentado en propiedad, sirviéndola los restantes como curas ecónomos, servidores o encargados. El récord de permanencia lo ostenta don D. José Lorenzo Grillo y Oliva, quien permaneció a su frente durante casi 61 años consecutivos, seguido por D. Matías Ruiz Afonso (casi 38 años), D. Agustín Lorenzo Viera y Torres (unos 27 años), D. Antonio Esteban Peraza y Ayala (más de 24 años), D. Julio Ribot Rodríguez (18 años)… Con respecto al lugar de nacimiento, de los que conocemos este dato solo dos han nacido en el actual municipio de Vilaflor: D. Agustín Lorenzo Viera y Torres y D. José Lorenzo Grillo y Oliva. Del resto, otros 7 proceden del Sur de Tenerife y los demás nacieron en otras localidades tinerfeñas, La Gomera, La Palma, Gran Canaria, Lanzarote o la Península.

     Como curiosidad, cuatro de ellos ostentaban el título de Doctor en Sagrada Teología (D. Manuel Milán Camacho, D. Francisco Xavier Muñoz y Machado, D. Antonio de la Cruz Caraveo y D. Salvador Javier López), dos el de Licenciado en Sagrada Teología (D. Joaquín Romero de Céspedes y D. Matías Ruiz Afonso), uno el de Licenciado en Filosofía y Maestro de Instrucción Primaria (D. Fernando Reyes Pérez); uno el de Licenciado en Ciencias Eclesiásticas (D. Juan Francisco Alonso Molina); otro los de Maestro Elemental y Superior de Primera Enseñanza, así como el de Bachiller en Sagrada Teología (Don Juan Batista Fuentes); y tres de ellos se firmaban con el título de Bachiller, aunque con seguridad también lo ostentaban otros sacerdotes. Cuatro serían promovidos luego a canónigos: D. Francisco Xavier Muñoz y Machado (canónigo magistral) y D. Antonio de la Cruz Caraveo, de la Catedral de Canaria; D. Agustín de Salazar, D. Santiago Hernández Rodríguez, y D. Ramón E. García Pérez, canónigos de la Catedral de La Laguna. Además, uno llegó a ser diputado provincial (D. Antonio Esteban Peraza y Ayala); uno había sido con anterioridad sargento de Artillería (D. Esteban Hernández Ramos); y a otro se le concedió el título de Camarero de Honor de Su Santidad el Papa Juan XXIII (D. Miguel Hernández Jorge)…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-PÁRROCOS DE VILAFLOR

Santiago del Teide-Fasnia: Don Victorino Perdigón y Abreu (1785-1863), polémico párroco de Santiago del Teide, La Orotava, Fasnia, San Juan de la Rambla y La Guancha

Victorino Perdigón     Don Victorino Perdigón comenzó su labor ministerial en la parroquia de Santiago del Teide, que regentó en propiedad durante diez años, aunque en los dos últimos estuvo separado del servicio, pues debido a la denuncia que presentó contra el Señor de la Villa, por no cumplir éste sus obligaciones con la iglesia, el Sr. del Hoyo utilizó toda su influencia para apartarlo del curato. Posteriormente, estuvo encargado durante seis meses de uno de los beneficios parroquiales de Ntra. Sra. de la Concepción de La Orotava, su villa natal, y a continuación ejerció durante un período similar como sacristán mayor de la misma. Luego estuvo durante siete años al frente de la parroquia de San Joaquín de Fasnia, donde gracias a su tesón pudo afrontar la reparación y reapertura del templo, la construcción de la sacristía y el hermoseamiento del presbiterio. Finalmente, pasó a la parroquia de San Juan de la Rambla, que solo regentó un año y medio; y concluyó su ministerio en la parroquia de La Guancha, en la que permaneció durante 19 años, al final de los cuales tuvo algunos enfrentamientos con sus feligreses, por las peculiares costumbres de éstos en relación con algunas festividades, lo que ya le había ocurrido también en la Villa de Santiago.

     Nuestro biografiado nació en la Villa de La Orotava el 23 de marzo de 1785, siendo hijo de don Nicolás Perdigón de la Guardia y doña Rudesinda Francisca de Abreu González. Tres días después fue bautizado en la iglesia del Monasterio de Religiosas Dominicas de dicha villa, a causa de la reedificación de la iglesia matriz de Ntra. Sra. de la Concepción, por el presbítero don Juan Bautista Román, con licencia del Dr. don Francisco Román y Lugo, examinador sinodal del Obispado y beneficiado rector de dicha parroquia; se le puso por nombre “Victorino José”…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-VICTORINO PERDIGÓN ABREU

Candelaria: Don Juan Pérez Castellano (1915-1988), sargento provisional de Infantería, guardia civil, tallador de quintos, gerente del Consorcio de Comerciantes, presidente y secretario del Casino y cartero de Candelaria

Juan Pérez Castellano    Nuestro biografiado desarrolló una corta carrera militar, al ser movilizado con motivo de la Guerra Civil. Entró en ella como soldado de 2ª de Infantería, empleo con el que fue herido de cierta gravedad en el frente de Madrid. Luego ascendió a sargento provisional, tras superar el correspondiente curso en la Academia de Jerez de la Frontera, siendo destinado a Granada. Después de finalizada la contienda bélica solicitó su pase a la Guardia Civil, a la Comandancia de Tarragona, pero solo permaneció en este instituto durante 26 días, pues renunció ante el escasísimo sueldo que se le asignó, por lo que fue licenciado como sargento de complemento de Infantería. Tras regresar a Candelaria, fue designado tallador de quintos en el Ayuntamiento, responsabilidad que mantuvo durante una docena de años. También fue gerente del Consorcio de Comerciantes de Candelaria y durante 13 años desempeñó diversos cargos directivos en el Casino de dicha localidad: vicesecretario, presidente, vicepresidente, vocal y secretario; además, en los últimos años de su vida fue socio de la Banda de Música “Las Candelas”. Pero, sobre todo, se le recuerda como funcionario de Correos en su villa natal, empleo que desempeñó durante 25 años, primero como cartero en solitario y luego, tras contar con un auxiliar, como jefe de la Oficina Auxiliar. Cuando ya habían pasado 21 años desde su muerte, el Ayuntamiento dio su nombre a la pequeña calle en la que vivió.

     Nació en Candelaria el 3 de octubre de 1915, siendo el hijo menor de don Antonio Pérez Castro y doña Peregrina Castellano Núñez. El 7 de noviembre inmediato fue bautizado en la iglesia de Santa Ana por el cura ecónomo don José Trujillo y Trujillo; se le puso por nombre “Juan Dionisio” y actuó como padrino don Domingo Rodríguez Sabina, natural y vecino del mismo pueblo. En noviembre de 1919 fue confirmado en el mismo templo…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-JUAN PÉREZ CASTELLANO

El artículo “Reportajes de la isla. El Porís de Abona” (1931), de Atilano Santos (Antonio Suárez Amaro).

Arico-Punta de Abona     Este artículo, publicado en La Prensa el 14 de octubre de 1931 y firmado por “Atilano Santos”, constituye una de las primeras descripciones detalladas que conocemos de este núcleo de población del municipio de Arico. En él, su autor comienza por ubicar y describir de forma literaria este pequeño caserío litoral, destacando su encanto estético y su carácter acogedor. Luego se centra en los veraneantes santacruceros, que ya se disponían a abandonar su refugio vacacional, sorprendiéndole sobre todo las jóvenes, desinhibidas y encantadoras, que transmitían su alegría y con ella rompían el sosiego del lugar. Destaca el principal acontecimiento vivido durante su estancia, que todo el pueblo esperaba, la actuación de un artista con su perro amaestrado en la fonda de doña Juana y el posterior baile, que constituía la principal distracción de esa época.

     A continuación se ocupa de los dos principales medios de vida del lugar, favorecidos por la nueva carretera de Arico a El Porís, que había incrementado el tráfico agrícola y comercial entre los pueblos de la comarca y Santa Cruz de Tenerife: por un lado un buen servicio de barcos de cabotaje a motor, integrados en una empresa de gestión comunitaria; y por otro la pesca, en la que destacaba la calidad y el módico precio del pescado. Pero lamenta con firmeza la falta de una escuela de niños, a pesar de que el pueblo contase con un elevado censo escolar, pues los alumnos debían acudir diariamente a la escuela de Arico, a siete kilómetros de distancia. Concluye su reportaje haciendo un elogio del lugar, por su tranquilidad, la laboriosidad de sus vecinos, las virtudes de sus mujeres y el amor por la enseñanza, así como por el espíritu acogedor y la nobleza de sus habitantes, que, gracias a su fortaleza, soportaban la dureza de su vida y el desamparo en el que estaban sumidos.

     Su autor fue Antonio Suárez Amaro “Atilano Santos” (1892-1947), prestigioso periodista y escritor tinerfeño, con un fuerte compromiso social y político…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-DESCRIPCIÓN PORÍS DE ABONA-1931

Güímar: Don Diego López Fresneda (1875-1945), secretario del Juzgado Municipal y de la Junta Regional de Secretarios Judiciales, procurador, directivo de casinos, corresponsal de La Región, presidente fundador de la Agrupación Socialista de Güímar y vicepresidente de la Federación Obrera Comarcal

Diego López Fresneda     Después de permanecer dos años en Cuba, obtuvo, previo examen en la Audiencia Territorial de Canarias la plaza de secretario del Juzgado Municipal de Güímar, como tal, también asumió el cargo de secretario de la Junta Municipal del Censo Electoral; luego obtuvo, tras otro examen, el título de procurador para ejercer en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Santa Cruz de Tenerife; también fue elegido secretario de la Junta Regional de Secretarios Judiciales. Además, ejerció como agente de seguros y corresponsal del periódico La Región. Simultáneamente, tuvo una intensa actividad social y política, pues fue contador del Casino de Güímar, secretario fundador y vocal del Casino “La Unión”, somatenista, monologuista, presidente fundador de la Agrupación Socialista Tinerfeña de Güímar, vicepresidente de la Federación Obrera Comarcal, presidente de varias comunidades de aguas y delegado comarcal de la Federación Canaria de Luchas.

     Nació en la calle de San Pedro Abajo de Güímar el 30 de septiembre de 1875, a las tres de la madrugada, siendo hijo de doña Clotilde López Fresneda y Olivera. El 3 de octubre fue bautizado por el presbítero don Pedro Pérez Fariña con licencia de don Fidel Farré Pujol, cura párroco ecónomo y arcipreste del partido; se le puso por nombre “Diego Miguel Francisco del Sacramento” y actuó como padrino don Diego Alfambra y Rodríguez, natural de Conchar (Granada), siendo testigos don Emilio Hernández Delgado y don Juan Castellano González…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-DIEGO LÓPEZ FRESNEDA

Arafo: Don Imeldo Ferrera Reyes (1922-1996), sargento 1º músico, subdirector de la Banda “Nivaria”, fundador de la Coral “María Auxiliadora”, director y fundador de varias agrupaciones musicales en la Península y Tenerife, que da nombre a una calle de Tarifa

Imeldo Ferrera Reyes     Uno de los músicos araferos más fecundos, tanto como intérprete, director y fundador, de diversas agrupaciones musicales de la Península y Canarias, ha sido sin duda don Imeldo Ferrera Reyes. Comenzó siendo instrumentista de las bandas “La Candelaria” y “Nivaria”, labor que compaginó con la de auxiliar mecanógrafo del Ayuntamiento de Arafo. Luego inició su carrera en la música militar como educando voluntario, en la que fue ascendiendo a cabo músico, sargento músico y sargento 1º con sueldo de brigada. Simultáneamente fue refuerzo y subdirector accidental de la Sociedad Filarmónica “Nivaria” de Arafo, miembro del Coro del Hospital Militar de Santa Cruz de Tenerife y miembro fundador de la Coral “María Auxiliadora” de la misma villa. Destinado como músico militar en la Península, fue por entonces director y fundador de la Banda de Música del Hospicio de Huesca; director-fundador de la Rondalla infantil del Frente de Juventudes, la Banda Municipal infantil y el Coro de la Sección Femenina de Tarifa (Cádiz); y director-fundador de la Banda de Música de Algeciras. De regreso a Tenerife, fue director de la Banda de Música de Guía de Isora, de la Banda de Cornetas y Tambores de la Agrupación Juvenil “San Jerónimo” de Taco (La Laguna) y de la Banda de Música “San Sebastián” de Tejina (La Laguna), así como director-fundador de las Rondallas de La Esperanza (El Rosario) y San Lázaro (La Laguna). Como reconocimiento a sus méritos musicales, tras su muerte, se le dio su nombre a una calle y una asociación musical de Tarifa (Cádiz).

     Nació en Arafo el 11 de octubre de 1922, a las dos de la madrugada, siendo hijo del prestigioso músico don Segundo Ferrera Gil y doña María Reyes Albertos. El 23 de ese mismo mes fue bautizado en la iglesia de San Juan Degollado por el cura párroco don Hildebrando Reboso Ayala; se le puso por nombre “Imeldo Serafín” y actuó como padrino el también músico don José Pestano Núñez, por entonces soltero…

     En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-IMELDO FERRERA REYES