El Casino “El Porvenir” (1903-1904), primera sociedad recreativa y cultural de Fasnia

     En la segunda mitad del siglo XIX, la situación económica de Fasnia era tan desesperada que la mayoría del vecindario se alimentaba con pencas o “nopales cocinados” y emigraba en masa en busca de mejor fortuna. Ello repercutiría directamente en el Ayuntamiento de la localidad, hasta el punto de que faltaban los útiles más elementales de secretaría (papel, plumas, tinta, etc.), que se tenían que adquirir de la propia “bolsa” de los concejales. Los cuantiosos descubiertos municipales hacían temer a los ediles el que se les embargase sus bienes para cubrirlos, por lo que la participación en las tareas de gobierno no solo dejó de ser ambicionada sino que era temida. Por ello, desde 1872 se produjo una continua exoneración de concejales, que alegaban sobre todo problemas de salud, por lo que el Ayuntamiento permanecería sin mayoría para tomar acuerdos durante muchos años, en los que no se repartieron ni recaudaron las contribuciones, ni se efectuó el alistamiento y sorteo de los mozos de reemplazo. Incluso en dos etapas careció por completo de Corporación municipal (1874-1875 y 1887-1890), cerrándose las casas consistoriales y las escuelas; la situación llegó hasta tal punto, que la propia integridad municipal llegó a correr peligro, al proponerse su supresión y anexión a Arico (1874) o a los dos municipios colindantes (1890).

     La crisis económica, política y de desorden administrativo se prolongaría en esta localidad hasta los primeros años del siglo XX, por lo menos hasta 1905. Curiosamente, estos problemas desembocaron en la creación del primer casino en la historia de Fasnia, “El Porvenir”, cuyos socios tenían más motivación política que cultural o recreativa…

       En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo, que en el programa de fiestas en que fue publicado se vio deslucido por diversos errores en la maquetación:

Artículo-PROGRAMA_FASNIA-2012_Casino Porvenir

La primera Desamortización de 1821 y el traslado de la Parroquia de Santa Ana al Santuario del suprimido Convento dominico de Candelaria

       En la historia parroquial de Candelaria, se conocen más o menos parcialmente varios hechos significativos: la creación en 1533 del Beneficio del Valle de Güímar, que comenzó a regir en 1539 con sede inicial en el Santuario de la Virgen y a partir de 1543 en la cueva de San Blas; la construcción de la iglesia de Santa Ana y el establecimiento en ella de la parroquia comarcal en 1575; el traslado de la parroquia a Güímar en 1630; el pleito entablado entre los vecinos de Candelaria y Arafo con el beneficiado de Güímar, al negarse a acudir a la parroquia de San Pedro, que concluyó con la creación en 1641 de una ayuda de parroquia en Santa Ana, con jurisdicción sobre Arafo, que se hizo realidad dos años más tarde; y la separación total del beneficio de Güímar en 1795, con lo que por fin se alcanzaba la plena autonomía parroquial.

    Pero existe un acontecimiento prácticamente desconocido, del que nos vamos a ocupar en el presente trabajo, el traslado de la Parroquia de Santa Ana a la Capilla del Convento dominico, con motivo de la primera  Desamortización de 1821 y con el fin de evitar el expolio de éste…

       En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-PROGRAMA_CANDELARIA-2002_Traslado parroquia

Ante el Bicentenario del Ayuntamiento de Arafo: constitución y miembros de la primera Corporación local

      A raíz de la creación de la parroquia, en 1797 los vecinos de Arafo solicitaron a la Real Audiencia de Canarias la creación de su propio Ayuntamiento, con nombramiento de un alcalde real o pedáneo, dependiente del alcalde mayor de La Laguna, un fiel de fechos, un síndico personero y un diputado. Los principales argumentos eran el contar con suficiente población (unos 650 habitantes), poseer parroquia y la considerable distancia que los separaba del pueblo de Candelaria, del que dependían por entonces, que les ocasionaba graves inconvenientes.

     Una vez cumplidos todos los trámites, por disposición del Tribunal Superior de la Real Audiencia de estas islas la jurisdicción de Arafo quedó dividida y separada del Lugar de Candelaria, lo que le fue comunicado al Alcalde Mayor de la ciudad de La Laguna, quien concedió su aprobación a la creación de este Ayuntamiento. En virtud de ello, el 2 de enero de 1798 se reunieron todos los vecinos de Arafo en la plaza de la parroquia para elegir los 24 “comisarios de electores”, que a su vez debían proceder a la elección de los cuatro cargos del primer Ayuntamiento de esta nueva jurisdicción.

     Al día siguiente, 3 de enero de 1798, se reunieron los mencionados 24 comisarios en la misma plaza, bajo la presidencia del alcalde mayor del cabildo de La Laguna, y eligieron al primer “Ayuntamiento de justicia” de Arafo…

      En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-PROGRAMA_ARAFO-1997_Bicentenario Ayuntamiento

La Plaza de San José de El Escobonal (Güímar)

     Desde que se construyó la nueva iglesia de El Escobonal en el centro del pueblo, bendecida y abierta al culto el 21 de mayo de 1862 por el beneficiado Dr. Agustín Díaz Núñez, al trasladar a ella la imagen de San José que se veneraba en la antigua ermita de Cano, se comenzó a llamar “Plaza de San José” a un llano de tierra que se extendía delante de dicho templo, en el que en adelante se celebrarían las fiestas patronales. Comienza así la etapa de esplendor y crecimiento de El Escobonal y su comarca, que desde entonces tenía un claro centro geográfico, espiritual y social. A pesar de su rusticidad, dicha explanada cumplió con su cometido desde el principio, sirviendo como la principal zona de esparcimiento del pueblo en todos sus festejos, actividades sociales y culturales.

      El 18 de noviembre de 1929 dicha iglesia fue elevada a parroquia, que comenzó a regir el 1 de enero de 1930 e incluía inicialmente a El Escobonal y Lomo de Mena. Y en 1938 se inauguró oficialmente la Plaza de San José de El Escobonal, tras su acondicionamiento y pavimentación por el Ayuntamiento, que a partir de entonces sí  merecía dicha denominación…

        En el siguiente enlace se puede descargar el artículo completo:

Artículo-PROGRAMA_ESCOBONAL-2010_Plaza_San_José